miércoles, 22 de noviembre de 2017

El Perejil en el Huerto. Propiedades y beneficios.

El perejil es una planta que prácticamente está presente en todas las cocinas y en la mayoría de estas, se utiliza para aromatizar y decorar múltiples platos. Pues bueno, la verdad es que el perejil tiene muchos beneficios y propiedades que deberíamos tener en cuenta y no solo utilizarlo como decoración.



- Acerca del Perejil.

Perejil (petroselinum sativum) En su variedad más común se trata de una planta muy rústica que crece en cualquier parte, en nuestro huerto ha brotado entre las piedras y el hormigón. De hecho, su nombre proviene del griego petrol (roca o piedra) ya que crece bien en terrenos rocosos.
Es una planta vigorosa y con gran cantidad de tallos y hojas de un verde intenso.

Se trata de una planta umbelífera o apiácea de la familia de las zanahorias, apio, hinojo, chirivía, comino, entre otras.



-Siembra del perejil.

Nosotros echamos un sobre de semillas en algunas jardineras que tenemos en el huerto. La germinación es lenta y dificultosa, pero una vez echa adelante se propaga por si mismo y suele brotar todos los años. Por lo menos a nosotros no nos ha fallado y todas las temporadas disfrutamos de perejil.

- Cuidados del Perejil.

Al tratarse de una planta tan rústica prácticamente te puedes olvidar de ella y preocuparte solo de su recolección. No es muy exigente en cuanto a riegos se refiere pero como la mayoría de plantas agradece cierta humedad en el terreno, es decir que podemos regar de vez en cuando si la lluvia no acompaña.

- Recolección.

A la hora de recoger el perejil nos podemos ayudar de una tijeras e ir retirando los tallos de fuera hacia adentro de la planta, de esta manera los tallos jóvenes se beneficiarán de la retirada de los tallos maduros exteriores y favorecerá su desarrollo.

Propiedades y Beneficios.

  • Al tratase de una planta con propiedades diuréticas es muy recomendable para ayudar a limpiar los riñones, estimula la función renal y la eliminación de líquidos del organismo.
  • Entre los beneficios nutricionales podemos destacar que 100 gramos de perejil se estima que aporta unos alrededor de 133 mg de vitamina C solo 1 gramo de grasa y apenas 36 calorías.
  • Al ser rico en calcio, entre otros minerales, ayuda a combatir la osteoporosis.
  • También nos ayuda en la digestión y el tránsito intestinal.
Como podéis ver, el perejil, es una estupenda planta fácil de cultivar en nuestro huerto o jardín.
Aquí os dejamos la versión en vídeo. Saludos y muchas gracias por la visita.


martes, 12 de septiembre de 2017

10 Consejos sobre árboles frutales.

A todos nos gusta disfrutar del sabor de una buena manzana o incorporar a nuestros cócteles un buen trozo de limón, además, mucho mejor su esas frutas son de nuestra propia cosecha frescas y recién recolectadas.
En un principio puede parecer costoso y difícil, pero puede no ser así y para que no resulte frustrante aquí os dejamos unos consejos con los que poder iniciar el cultivo de árboles frutales.



1- Espacio.
El espacio es esencial para el buen desarrollo y crecimiento de los árboles. Todo dependerá del tipo de árbol pero a partir de 4 metros de distancia entre ellos es una buena medida.

2- Polinización.
Algunas variedades son autopolinizantes, sin embargo, otras requieren de la intervención de otros factores como el viento , las abejas, mariposas u otros insectos para poder polinizar. Estos datos son importantes a la hora de adquirir los ejemplares en los viveros, merece la pena informarse en el establecimiento.

3- Clima.
Algunos frutales es mejor plantarlos en primavera, mientras que otros prefieren ser plantados a finales de verano o principios de otoño. Conocer estos datos nos ayuda a ganar tiempo en el crecimiento de los árboles.

4- El Hoyo.
Un buen agujero para recibir el frutal es parte importante en la plantación. El agujero debe ser lo suficiente grande para albergar las raíces sin que se doblen o se rompan, además es aconsejable que la profundidad cubra por lo menos todo el sistema radicular.

5- Soltar la tierra.
Al igual que un buen hoyo, es conveniente soltar la tierra alrededor del agujero o lo que es lo mismo cavar más profundo y más ancho de lo necesario para facilitar el trabajo a las raíces, sobre todo en los primeros días y semanas. Este paso suele estar olvidado la mayoría de veces cuando plantamos un árbol y sin embargo ayuda mucho en su crecimiento.

6- El tutor.
La verdad es que este es un buen nombre para denominar al palo u otro elemento que se coloca al lado del tronco del árbol recién plantado para guiarlo en su crecimiento.
No todos los árboles necesitan ser tutorados pero nunca está demás. El tutor puede salvar al arbolito en un día de tormenta con fuerte viento.
Hay que mantener la estaca a una distancia razonable y sujetarla al tronco con sujeciones apropiadas que no dañen la corteza.

7- La plantación.
Llega la hora de plantar el árbol. Extender las raíces acomodándolas en el hoyo con cuidado de no dañarlas a la hora de compactar la tierra. Luego cubrir el resto de las raíces con la tierra previamente extraída o podemos aprovechar para añadir un poco de sustrato.

8- La Tierra.
 Cada frutal necesita unas necesidades de suelo. Podemos aprovechar para informarnos de nuestro tipo de suelo y agregar algún tipo de sustancia en caso necesario. Por ejemplo arena en caso de que nuestro suelo sea muy arcilloso. La arena ayuda a soltar el suelo y al drenaje.

9- El riego.
Al igual que para nosotros, para los árboles, el agua, es parte fundamental y necesaria en su vida.
Debemos tener cuidado con el riego durante las primeras semanas, ya que no nos debemos descuidar pero tampoco exceder.

10- Plagas y enfermedades.
Otra vez la zona donde vivimos nos puede dar muchas pistas sobre las posibles plagas y enfermedades que pueden afectar a los frutales. El trabajo de prevención es el más aconsejable para mantener unos árboles en buena forma.

Si lo prefieres puedes ver la versión en vídeo. Saludos y muchas gracias.

viernes, 30 de junio de 2017

Cuidados de los Tomates Cherry.

Hola amigos, así es como van nuestras tomateras de tomatitos cherry o cereza.
Una vez plantados los cuidados y las tareas son muy similares a las del resto de variedades de tomate.

Diferentes tonalidades de color en los tomates cereza.


Tutorado.
El tutorado es importante para mantener la planta firme y erguida y para ayudar a soportar el peso de los frutos. Además, favorece la aireación y su exposición al sol.

Poda.
La retirada regular de los brotes axilares o laterales (también suelen salir algunos en la base) permite que los racimos de tomatitos sean más abundantes y vigorosos.

Riego.
El riego debe ser regular y más bien abundante (aunque depende de varios factores) El tomate cherry requiere mucha agua. 

Enfermedades y plagas.
Para prevenir el ataque de insectos como los pulgones, mosca blanca, araña roja es conveniente colocar albahaca en los alrededores para disuadir a estos bichitos.

Recolección.
Nosotros recogemos los tomates a medida que se van volviendo colorados aunque no todos los tomates del racimo lo estén. A partir de los 3 meses, más o menos si se sembraron semillas y alrededor de un mes, si se plantaron las plántulas, es cuando empieza la producción de frutos.

Racimos de Cherry todavía verdes.

Algunos tomatitos empiezan a ponerse colorados.

Las plantas ya han adquirido una altura considerable.

Vista lateral de las tomateras cherry.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...